Si eres nuevo en esta serie empieza desde el principio... Estos relatos tienen la peculiaridad de que cada capítulo es doble, los mismos sucesos vistos desde la mirada de Alba, una chica muy especial y la de su Jefe, una mente más perversa pero que provocará que Alba se llene de vida...

 Te dejamos el enlace del primer capítulo para que empieces desde el comienzo y te enganches... Capitulo 1 - Jefe

No sabía si lo estaba haciendo bien, pero había dicho mi nombre, y eso para mí era tan especial, que si había que cometer una locura, tenía que ser aquella.

Extendí mi mano esperando su reacción pero se quedó quieto, impasible, quizá asombrado de mi reacción y yo… inmóvil. No podía levantar la mirada, no es que no quisiera, es que no podía. Estaba inmóvil como una estatua y la mirada en sus pantalones, lo justo para ver sus movimientos pero sin ver sus ojos; pero no sé qué fue peor, porque su sexo empezó a crecer debajo de la fina tela del pantalón. Se marcaba todo perfectamente y según crecía más aún. Lo que hacía unos minutos veía desde mi escondite, ahora lo tenía bien cerca y apreciaba su tamaño, su grosor y hasta el pliegue que el final de su glande formaba.

Mi pensamiento sólo pudo ser: “Oh Dios” y apreté los labios para no decirlo en alto, pero seguía inmóvil, pensando que tenía que borrar cualquier pensamiento de mi mente o me correría allí mismo sin que me rozasen siquiera.

Cerré mis ojos para concentrarme en no hacer nada cuando sentí sus manos en la mía. Nunca me había tocado así, nunca me había cogido la mano y menos de esta forma, sus dedos deslizaban sobre mi mano como un escalofrío, amable y a la vez intenso, protector, delicado y firme a la vez, arropaba mientras me robaba las braguitas que le entregaba… y claro, ocurrió…

Ese escalofrío que empezó en mis manos subió hasta mi nuca y automáticamente un latigazo surgió desde mi desnudo sexo, apreté fuerte las piernas rezando para no empaparme. Mordí mis labios para no gemir y contraje todo mi cuerpo para evitar que se apreciase esa pequeña  vibración que de forma incontrolable luchaba por mostrar mi placer…

— Tranquila — me dijo — lo que acabas de hacer es quizá uno de los gestos de generosidad y atrevimiento más grandes que nunca me han regalado, y eso que se supone que el cumpleaños es el tuyo

No supe si se había dado cuenta de que me acababa de dar esa puntilla o simplemente se refería a las braguitas, pero me sentí acogida, sin miedo a expresarme, sin miedo a mostrar que era el hombre de mi vida y mi mano se abrió para darle esas braguitas como si dijese… el regalo soy yo

— Pero… sigo pensando que no sé qué contestar… ¿no querrás que enseñe las braguitas mojadas si alguien me pregunta qué te he regalado?

....

para seguir leyendo tienes que estar suscrito. SUSCRIBETE, es gratis!! 

No dejes de leer la versión desde el punto de vista del Jefe de estos mismos acontecimientos: CAPITULO 2  - JEFE

¡¡ CRECEMOS CON TUS COMENTARIOS !!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

envidia (ACTUALIZADO)

La envidia y los celos surgen muchas veces fruto del tiempo que dedicamos a otras personas, pero cuando dedicas a tu pareja el tiempo y la perversión necesaria... desaparecen

todo cambia… (el jefe) capitulo 2

Capitulo 2 de la historia de Alba y su Jefe, una conquista de la mente y envuelta en la sumisión y la adoración- Una historia doble, vista desde Alba y otra desde el sentimiento de su Jefe

confinados

Cuando una pareja tiene que pasar muchos días confinada en su casa, las rutinas son importantes, pero también saber cómo y cuando romper las normas...

Conociendo a Eva

Conocer el origen de Eva. Su necesidad, su amistad, sus sueños, su punto de partida en este mundo de sensualidad y sexualidad que va a conocer y donde conectará con lo más profundo de tu necesidad...

Compartida… mi mundo cuckold

La primera vez que me lo dijo, reconozco que me enfadé. ¿Por qué iba yo a estar con otro hombre cuando lo que deseaba era hacerle feliz a él?. No lo entendía y la verdad, es que ahora lo comparto, lo comprendo, pero aún no lo entiendo, simplemente he aprendido a...

Jefe

— ¡¡ JEFE !! — entré en su despacho sin llamar.... Al entrar le vi, completamente descolocado, cerrando su pantalla como si yo fuera a poder verla, descolocado, algo poco habitual en él.... ¿estaba?... los pensamientos fluyen muy rápido cuando entras pero en el fondo...

DEPILADA

Hace no demasiados años ser madre soltera o separada era algo complicado, y ahora... también... jajaja. Es cierto que el mundo avanza y que nadie me mira como si vendiera mi cuerpo, pero da igual, hacer de madre y de padre a la vez, de taxista, de cocinera, de ama de...

Desnuda

Una pareja de excursión... quizá amigos, quizá pareja. Un cambio repentino que hará que todo cambie, que todo ser transforme... pero ¿en qué?
El final es tuyo, tu decidirás si la relación es de una forma o de otra... ¿o probarás todos los finales?

Al oido

Fue preguntando y preguntando lentamente... que si me gustó su voz, si me gustó que la mirase, que me tocase; que la mirase mi pareja o la suya... fue analizando mi mente y yo me fui excitando más y más... hablar de sexo es estimulante, pero hablar de ti, de tus deseos mientras te confiesan que les gusta tu cuerpo o tu mirada, que desean verte y tocarte... y que todo lleva sus plazos, que ese mundo es tan respetuoso como yo desee... estaba empapada, tanto que me daba vergüenza levantarme, se me habría empapado hasta la falda...

A 20 minutos…

El reloj se acercaba a esa fatídica hora en la que todo sueño o muere o se hace realidad. Su mente no quería despertar, simplemente abalanzarse sobre ese que tendría que estar durmiendo a su lado. Su cuerpo, inquieto deslizaba las sabanas entre sus piernas, buscando...