PRESENTACIÓN:

Este es un juego erótico en el que tendrás que valerte del conocimiento de los deseos de tu pareja y arriesgarte… a mayor exposición más facilidad para vencer o ser vencido. La suerte tiene como en todo en esta vida, algo que ver.

Este juego es valido para jugar tanto en pareja como con más jugadores si es que os atraen los juegos multijugador, la extensión es muy sencilla, te lo explicamos al final, ya que cuando hay más de una pareja jugando hay que aclarar muuuucho cómo se van a conquistar las habitaciones. Pero entremos en materia:

OBJETIVOS y CREACIÓN DEL TABLERO

El objetivo del juego, no lo olvides, no es conquistar la casa, sino a los que juegan… aunque conquistar la casa tenga su premio.

Las bases de todo juego erótico, como es lógico, parten de un consenso de los límites que se aceptan en el juego así que leed en alto las instrucciones antes de nada y dejad claro qué se puede y qué no se puede hacer modificando y adaptando los retos o los desafíos.

El juego contempla la conquista de vuestra casa, habitación por habitación y por lo tanto el tablero no está sobre la mesa, sino que es vuestra propia casa. Esto significa que si tenemos una mansión con 180 cuartos… jamás acabarás el juego… jajaja… pero que si tu casa tiene como la gran mayoría: Salón, cocina, de 1 a 4 dormitorios, pasillo y de uno a 3 baños… pues más o menos será algo asequible. El caso contrario será que vivas en un Loft donde esté todo junto, así que tendréis que poner las fronteras… cama, sofá, puerta de entrada… y así hasta que toda la casa tenga su territorio.

Lo ideal es jugar en varios días, de forma que cada día se jueguen dos o tres rondas… si todo va como tiene que ir, es raro que se aguante mucho más.

Es importante destacar que en este juego, las habitaciones van a ser el campo de batalla, por lo que os recomiendo que descartéis algunas que puedan “bajar” la libido como puede ser el cuarto de los niños o peor aún, de la suegra…

Cuando decimos que el objetivo es el control de la casa, significa que durante el tiempo que dure el juego y hasta la conquista definitiva, el dueño de una habitación es el dueño de una habitación y por lo tanto mientras haya juego, tu mandas en esa habitación. ¿qué quiere decir esto? pues exactamente eso, que el juego normalmente dura una semana y si tu eres el dueño del dormitorio, para usar tu dormitorio, tendrán que pagar por su uso. Esto hace mucho más interesante el juego, ya que se complementa con su uso habitual.

Es normal que en una casa hay más gente viviendo y parece lógico que ciertos pagos no se puedan realizar. Aquí te mostramos los pagos recomendados para una pareja que vive sola y también cómo jugar con niños de por medio. Si sólo tenéis una tarde… también hay posibilidades, asi que termina de leer las instrucciones y en los últimos apartados explicamos también uno “rapidito” que diríamos toda la vida aquí.

Para empezar, hay que repartirse la casa y como es lógico no es lo mismo tener el salón o la cocina (esenciales en la vida cotidiana) que el aseo de invitados, que simplemente habrá que conquistar y que ya veremos si se quiere o no usar… y es que usar todas las habitaciones de la casa tiene su encanto, ya que pagar el alquiler, aquí también tiene premio…

Si vais a jugar en su versión más larga (recomendada) lo primero que hay que hacer es poner precio a los alquileres de uso de cada habitación. En esta parte hay que negociar… ya os he comentado que en este juego se negocia con TODO, y más al comienzo.

Para ello, se hace una lista con las habitaciones de la casa, incluidos los pasillos que son “estratégicos” en este juego, no sólo porque conectan todo, además el pago de su alquiler es tan bueno como cocina o salón, son de obligado pago.

Al lado de cada habitación hay que poner el alquiler que se cobrará a tu pareja. Es normal que cada pareja suba o baje “el pago” de acuerdo a sus costumbres sexuales. Cuando las tengas escritas, cambiarás el papel con tu pareja y leeréis las respuestas. Es el momento de decirle a tu pareja que se quedó corta o que se pasó y que entre los dos “retoquéis” esos alquileres.

Aquí os proponemos lo siguiente:

Pasillo: Si el dueño te coge en el pasillo, en cualquier momento, tendrás que dejarte tocar, o tocarle, de acuerdo a lo que te requieran durante 30 segundos… no sabéis lo divertido que son las carreras y dejarte pillar en medio del pasillo… 30 segundos dan para más de lo que crees. Este punto con niños a veces no puede ser tan intenso, pero los dedos hacen magia escondidos tras la esquina… y más si os olvidáis esos días de poneros ropa interior…

Salón: Ver la tele o estar leyendo en el salón tendrá un coste y cambiará la forma de ver ese cuarto. En este cuarto hay gente que opta por el pago por horas y gente que opta por el pago diario… el pago por horas aparentemente es más divertido, pero a veces se hace rutinario… y estos detalles hay que cuidarlos; yo os recomiendo pago diario o si vivís solos estar en esa habitación sin ropa. Otros pagos pueden ser que te puedan tocar sobre la ropa, un baile erótico, una masturbación, el pago de una prenda de ropa por hora que se esté en el cuarto y sin capacidad para ser repuesta a lo largo del día, osea que si te quedas sin pantalones, por la casa irás sin ellos todo el tiempo, aunque estés en otras habitaciones.

Mujer medio vestida

Comedor: La mayoría de las casas tienen un salón comedor, pero comer en pareja durante este juego es importante así que os recomiendo separarlo. Cada comida costará: (elegir una): estar sin ropa durante la comida, ser el plato de tu pareja, dar de comer a tu pareja mientras tu pareja te toca donde y como quiera, el uso de un juguete en la cena… Si vivis con hijos estas son imposibles, asi que os recomiendo centraros en el postre cuando acostéis a los niños. Una fresa cortada en lonchas sobre el cuerpo de tu pareja o beber del cuerpo de tu pareja es un buen premio para ambos y juegos con comidas hay unos cuantos… (proteged bien suelo y mantel, que acaba todo perdido)

beber del cuerpo

Cocina: Una habitación básica como las anteriores ya que todos tenemos que comer, por ello será y ya os lo digo una de las habitaciones con más batallas. Os recomiendo que en este caso, el dueño de la cocina, no cocina… simplemente tiene a su pareja cocinado y sin ropa, a excepción de un precioso delantal cuando fríe o realiza actividades peligrosas. Si tenéis niños se complica como las anteriores, así que se cocinará vestido aunque no te podrás defender de un buen achuchón o un segundo de descarga “más salvaje” que también puede estar pactado pagar en otro cuarto, aunque para mi esto pierde la esencia de la habitación… todo es negociable de acuerdo a vuestro nivel de erotismo.

Cocinar desnudo

 

Baños: Su uso, en especial la ducha está claro… el dueño es bañado y cuidadosamente y siguiendo las instrucciones detalladas de todo lo que hay que lavar con cariño y a conciencia. En este cuarto hay muchas más cosas que hacer, tal y como orinar, que tiene un lado más morboso de lo que muchos creen… ¿puede un hombre orinar mientras le sujeta su pareja? ¿puede una mujer orinar mientras el tiene metido un dedo en su cuerpo?… pactad todo lo que se os pase por la cabeza, porque el morbo es parte de este juego

El dormitorio: Es evidente que hay que dormir… y en la cama, mandará el que domine ese cuarto… ropa o ausencia de ropa, ritual de buenas noches… aquí hay muchas opciones a todos los niveles… yo os recomiendo que el pago de esta habitación, a pesar de lo fácil que es pagar en ella, sean cosas sencillas como las que os he comentado. El pago matutino, a mi personalmente me parece el ideal en esta habitación, despertar con los cuidados adecuados mejora el día.

Sumisa atendiendo a su amo

El despacho: Este cuarto se presta muy bien también a un juego de dominación como el del dormitorio, aunque la temática evidentemente cambiará. Las fantasías jefe-secretaria o jefa-becario son más habituales de lo que creéis… quién manda pone las reglas. Pero pensad en cosas sencillas… si está trabajando de verdad en el despacho, aprovéchate de tu pareja pero mientras sigue trabajando… el truco está en mantener el deseo muy muy alto pero no llegar a la satisfacción, ya que tenéis que tener energía para las “batallas”

sexo en la oficina

Otros cuartos como despachos o habitaciones auxiliares serán tratadas de forma parecida, striptease, juegos de dominación o sumisión, empleo de juguetes, de ropa, de pagos por ropa o en masturbaciones o toqueteos de tiempo delimitado, fotos eróticas… cualquier pago es aceptable si está pactado.

También hay que pactar a veces si hay que pagar todas las habitaciones o no, ya que algunos juegos os dejarán agotados y otros serán sólo parte del calentamiento.

Yo os recomiendo nuevamente a riesgo de ser pesado que la mayor parte de los juegos sean de calentamiento y dejéis el sexo más fuerte para las tarjetas de acción de la batalla del juego. Por ello y aunque las fotos os insinúen sexo duro, la realidad es que es mejor que todos estos pagos, que se realicen normalmente antes del juego.

LAS CARTAS DE ACCIÓN

Es clave en este juego que creéis una lista con todas las cosas que queréis que vuestra pareja o vosotros hagáis. Este es el punto más importante del juego, ya que aquí está la acción.

Se pondrán en cartas lo que se desea. Yo os recomiendo utilizar una baraja de cartas de verdad, para uno con el embes de un color distinto que para el otro. Rellenad con un rotulador permanente vuestros deseos. Son muuuchas cartas y eso implica muchos deseos y muchos serán repetidos.

Antes de que os pongáis a rellenar como locos las cartas, es importante que sepáis para que sirven. Nos van a servir para las batallas. Cuando ponemos una acción en una carta, por ejemplo: 5 minutos de sexo oral o sexo oral hasta que te corras, nos obligamos a hacer esto por una serie de puntos, la valoración de estos puntos nos lo va a dar nuestra pareja, no nosotros y aquí está la negociación del juego, y parte de su gracia porque en este juego estos preparativos son muy importantes y excitantes.

Esto se hará por turnos y de carta en carta. Empieza uno de los dos (miembro 1 de la pareja) y dice por ejemplo 5 minutos de sexo oral. El que recibirá esa acción (miembro 2) valorará por ejemplo con 3 puntos esa acción.

Ahora se cambian los turnos, el miembro 2 dirá la acción que está dispuesto a dar y el miembro 1 la valora.

Esto no es algo cerrado, osea si tu quieres que tu pareja haga algo, puedes dar ideas y el miembro 2 puede decir te daré 10 puntos por tener sexo anal por ejemplo y quizá te hagan caso. Cuando mayor sea la puntuación de tus cartas más fácilmente ganarás pero tendrás que hacer lo que te dice la carta (y estarán barajadas todas); si le das una valoración de 1000 puntos a una carta, está claro que ganará el juego si sale esa carta, pero tendrás que hacer lo que allí ponga que debería ser proporcional a esa puntuación… cuanto más te expongas, más puntos recibirás, esa es la gracia. Os recomiendo que jugueis dentro de los 20 puntos y que no haya grandes diferencias de números. Cuanto más iguales sean las cartas más durará el juego

Alguna ideas:

Sexo en el sofá, de pie, en las escaleras, en la ducha… hay muchos sitios, una felación hasta el final, ver una película erótica desnudos, masturbación, un masaje, juegos de velas, atar a la cama a tu pareja, un striptease, un día sin ropa interior, una sesión de fotos, utilizar un juguete determinado tales como bolas chinas, un huevo con mando a distancia, sexo anal, sexo vaginal, sexo en el coche, sexo en el aparcamiento, fotos exhibicionistas en la calle, uso de tacones o lencería determinada, comer sobre el cuerpo de tu pareja, una noche en un love-hotel, una noche en un local swinger para conocerlo, una partida de strip-poker, atarte a una silla, un desayuno en la cama, un día dominando, un día de sumisión, una excursión determinada, un viaje, un trío, juegos con chocolate, con helados, juegos de rol determinados, una masturbación pública (en el cine por ejemplo), un video porno, una imitación de una película porno… hay muchas opciones para rellenar y tampoco tienes que rellenar todas las cartas con cosas diferentes…

Se pueden añadir cartas a la baraja siempre que se quiera, y cada vez que se añadan cartas, se volverán a barajar las cartas para que no haya duda de que la carta quede perdida en el montón. Cuando una carta haya sido jugada se aparta durante ese día, pero se retorna al montón y se vuelve a barajar al final de cada día, de esta forma siempre hay un buen montón de cartas.

EL REPARTO

No es un juego de turnos, es un juego de negociación y por lo tanto, el reparto no va a ser menos…

Cada jugador roba de su montón tantas cartas de acción como habitaciones hay en la casa. Estas cartas de acción tendrán un número de importancia, de lo más variado y tu estrategia normal será el uso de cartas con más valor para defender las habitaciones con más valor en el alquiler o a nivel estratégico, ya que se pueden atacar las habitaciones conectadas por las puertas o que tengan conexión directa, como podrían ser el comedor y el salón en un salon-comedor. Por esto, los pasillos son básicos.

De menor a mayor importancia se van sacando a la venta las habitaciones. Cada jugador saca una o más cartas de golpe y el número más alto se queda con la habitación, pero no podrá volver a usar estas cartas en las siguientes habitaciones, estas cartas quedarán sujetas a esa habitación hasta el siguiente movimiento y tu contrincante ya sabe cual es, así como tu sabes que cuantía tiene ya una de sus cartas.

En caso de empate, que los dos saquen las cartas con el mismo valor (suma total), se retiran las cartas y se vuelve a apostar. Si se volviese a empatar, se intentaría una tercera vez, pero en caso de volver a repetirse el empate, se entablaría una batalla (ver más adelante la batalla), todas estas cartas se quedan bloqueadas a la espera de la batalla y en la batalla hay que ejecutar todas las acciones que están en juego.

ESTRATEGIA

Es evidente que las habitaciones de mayor uso serán más cotizadas por los alquileres, pero atentos a pasillos porque cuando empiece el juego sólo podrás atacar a las habitaciones con las que tengas contacto directo y cuentas con las cartas de acción que hay en estas habitaciones que están en contacto con estas.

En particular es importante en la batalla por las primeras habitaciones que consigas las habitaciones que estén en contacto con la que ya sabes que habrá batalla.

LA BATALLA

La batalla es el movimiento de tus tropas (que en realidad son tus cartas de acción) y su ejecución para darles su valor. Me explico:

PRIMERA BATALLA

Si hubo un empate (algo extraño) en el reparto, el juego empieza directamente forzado por la batalla de esa habitación.

En un papel que llamaremos tabla de ordenes, se indica qué cartas entrarán en batalla y qué cartas se retiran, así como el movimiento de otras tropas que pueden generar más batallas. Las tropas se pueden mover una sola habitación. Veámoslo con un ejemplo:

Se entabla una batalla en el salón (jugador uno tenía una carta de 5 puntos y el jugador 2 dos cartas, de 3 y 2 puntos). Al salón se puede por ejemplo acceder desde la cocina y desde el pasillo. Supongamos también que la cocina pertenece al jugador 1 que tiene dos cartas, una de 4 puntos y otra de 1 y el pasillo pertenece al jugador 2, que tiene otras dos cartas allí, una con valor de 2 puntos cada una. Además vamos a suponer que el jugador 1 gastó todas sus cartas en el reparto de la casa y que el jugador 2 tiene aún una carta con 3 puntos en su mano que le sobró en el reparto.

Hay muchas posibles jugadas:

El jugador 1 apunta en su tabla de ordenes que desplaza al salón la carta de 4 puntos que tenía en la cocina y mantiene las del salón y las del resto de la casa

El jugador 2 apunta en su tabla de ordenes que mete en el salón la carta de 3 puntos que tiene en la mano (y que puede meter en cualquier habitación que sea suya), mueve del salón una carta de 2 puntos que tenía y la coloca en la cocina (es un ataque a la cocina con esos 2 puntos) y mete un refuerzo de 4 puntos al salón que vienen del pasillo y que se queda sin puntos.

Se ven a la vez los movimientos de los dos jugadores. Lo que ha pasado es que se han generado dos puntos de batalla. Uno por la cocina y otro el esperado del salón.

La cocina al ser atacada con una carta de 2 puntos y tener defendiendo 1 punto va a ser conquistada por el jugador 2. El jugador 2 tiene que hacer lo que pone en las cartas que tenga en esa habitación y que sume al menos el valor de lo que haya. Como ataca con una carta de valor 2, ejecuta lo que pone en la carta (por ejemplo un masaje) mientras que el jugador 1 tiene que ejecutar su carta de valor 1 (por ejemplo lamer el sexo de su pareja durante 5 minutos). El jugador 2 se queda con un punto en la cocina y buscará la primera carta de valor 1 que obtenga de la baraja. Si no hubiese una carta así, se crea.

Para ganar el salón el jugador 1 dejó desprotegida la cocina pero presentó batalla en el salón, asi cuenta en el salón cuenta con los 5 puntos del empate y con los 4 de la carta que desplaza; total 9 puntos

El jugador 2 tenía también 5 puntos pero retiró 2 para atacar la cocina y colocó 3 de las cartas que le sobraban y otros 4 del pasillo: Total 10 puntos vuelve a ganar la batalla

El jugador 1 tiene que hacer lo que pone en las cartas de 5 y 4 puntos y el jugador 2 tiene que gastar también todas sus cartas ya que necesita todas para superar los 9 puntos.

Aparentemente el jugador 2 ha realizado una jugada maestra ya que a conquistado dos habitaciones. La batalla estará en la próxima tirada en el pasillo ya que está ahora bastante desprotegido y apenas tiene opción de refuerzos ya que tanto salón como cocina tienen un solo punto.

 

NUEVA TIRADA

Como hemos visto, el ganador conservará la diferencia de número por las que ganó, esto es si puso 14 puntos y su pareja 9, se quedará con una carta de 5 puntos (o con una de 2 y otra de 3) el resto de las cartas han sido anuladas.

El próximo turno será al día siguiente o a la hora siguiente o en el plazo que se pacte, yo os recomiendo una al día, además del pago de los alquileres.

En cada turno nuevo, se reintegran todas las cartas gastadas del día anterior, se barajan las dos barajas de cada uno se roba una carta por cada habitación de la que eres poseedor y tres más.

Estas cartas serán asignadas en tu tabla de ordenes a la habitación que tu quieras. En nuestro anterior ejemplo, el jugador 2, casi con total seguridad intentará asignar todas las cartas al pasillo para defenderlo, ya que para llegar a cocina y salón hay que entrar a través del pasillo… por supuesto me estoy imaginando una vivienda que no es la vuestra y a lo mejor al salón en vuestro caso se accede también desde un hall o desde otra habitación… asi cada casa tendrá su estrategia que es lo divertido.

 

FINAL DEL JUEGO

Si conquistas la casa completa… es evidente que serás el ganador del juego y por lo tanto habrás dominado tu mundo… y por lo tanto tu premio.

Os recomiendo que este premio final del juego esté escrito antes. Es muy normal que sea hacer durante un período de tiempo lo que desees… u obligar a ejecutar toda tu baraja… pero esto se pactará antes. Es el momento de realizar esa fantasía que antes valorasteis en los 4000 puntos

 

PREGUNTAS HABITUALES

¿Hay que hacer todo lo de las tarjetas en las batallas, aunque ataques con muchos puntos?

  • No. Hay que ejecutar solo las cartas del perdedor y del ganador las que sumen igual o más. Si se ataca a una habitación defendida con 3 puntos con dos cartas de 1 y 3 puntos, el ganador sólo realizará la de 3 puntos. Si se ataca con una sola carta de 10 puntos, se realizará lo que pone en la carta de 10 puntos y se buscará en el montón la primera carta con 7 puntos que salga o la combinación de cartas que sumen 7, lo que antes ocurra

Utilicé una carta de 100 puntos y sobran 98, las que quedan no suman 98

  • Esta es la razón por la que os decimos que es mejor cartas de valores similares, para que haya juego. Es mejor crear una carta nueva con el valor de 98 que tener la baraja completa. Este juego lo ganará el que saque una carta tan potente, a no ser que hayáis metido otra de igual puntuación en la otra baraja y salga. No es lo recomendable

Ataco con tres cartas de valores 5, 3 , 2  a una habitación con 5 puntos (cual hay que usar)

  • El que ataca elige si gastar la carta de 5 o las dos cartas de 3 y 2

 

JUEGO RÁPIDO

Es posible que estéis de viaje o que seáis una pareja de amantes que os veis solo una vez cada mucho tiempo. No pasa nada, el juego se puede acelerar.

El alquiler no tiene sentido y se peleará sólo por 3 habitaciones que estén en linea.

Se roban 3 cartas iniciales. El reparto está dado desde el principio, todas las cartas de uno están en un extremo y las del otro en el otro. La habitación central será donde más batallas se produzcan. ¿donde vas? ¿Atacas con todas tus fuerzas?¿te quedas en tu habitación para reforzarte?¿atacas?¿defiendes? el juego es muy muy rápido, muchos en dos asaltos se concluyen así que piensa tu estrategia rápido.

 

VARIANTES ESPECÍFICAS DE JUEGO EN GRUPO

El juego en grupo es algo más complejo pero también muy divertido.

Se puede jugar por parejas o de forma individual. Si sois parejas hetero os recomiendo que lo hagáis por parejas para que los pagos de acción se realicen a la vez los dos. En las cartas de acción se expresará lo que hará el y lo que hará ella, pueden tener distinta puntuación y la puntuación de la carta será la suma de las dos. Por irnos a un extremo, se puede poner que ella recibirá sexo anal valorado en 10 puntos y que el dará un beso en la mejilla a la pareja contraria, que valoraremos en 1 punto o incluso cero…jajajaja

Si el juego se hace de forma individual destaco que es importante que haya distinción de genero en el caso de que haya personas hetero. Es normal que existan batallas entre miembros del mismo genero. Esto se puede pactar y va desde no ejecutar la acción pero si el valor numérico de la carta anulando la carta del perdedor y la perdida de puntos del vencedor sin más o hasta ejecutar las cartas con un cambio de pareja… lo que puede ser un poco injusto, pero que también tiene su emoción. Otra opción es luchar hombres contra mujeres, por parejas o justo al contrario, pagando cada uno sobre su pareja… o sobre la pareja del otro… todo es hablarlo para que todos estén a gusto.

Si hay 3 personas o grupos, en el reparto puede haber dobles empates, se irán retirando siempre los miembros con menor puntuación y el resto seguirá apostando, siempre por encima de la apuesta más alta de los que ya se han retirado, osea si uno pone 5 otro 9 y otros dos ponen 11, se retiran las cartas de los de 5 y 9 y se desempata entre los otros 2 con apuesta por encima de 9.

En las batallas por supuesto pueden entrar más de dos a luchar por ello, en las tablas de ordenes se pondrá el orden de ataque SIEMPRE, aunque no parezca que pueda atacarse a los que no están allí, asi la orden será, desplazo carta de 3 al salón. Orden de ataque en el salón… jugador 1, 3 ,2 y 4 orden de cocina 4,3,1 y 2, hay que indicar ese orden siempre en todas las habitaciones donde tengamos presencia. Si en una se olvida se tomará la primera que se hay escrito en la tabla.

Se pueden crear alianzas hablando en público, nunca en secreto. Este juego debe despertar el deseo y por supuesto se pueden ejecutar cartas de forma simultanea o que todos miren y se ejecuten de una en una.

Cuando un miembro sea derrotado, este pasará a formar parte del ejercito que le derrotó y tendrá que hacer lo que hace el jugador que lo derrotó adaptado a su genero. Al final habrá dos equipos peleando juntos, pero la victoria será del jugador original. En este juego es muy normal que el premio sea que todos o todos los del sexo opuesto le darán placer al ganador.